¿Qué hielo utilizo para preparar mi cóctel con Beremot Vodka?

En el arte de la mixología es imprescindible saber combinar los sabores, optar por las mejores mezclas y entender correctamente la bebida con la que estamos trabajando para que el resultado sea perfecto. Uno de los factores más importantes en el que debemos pensar a la hora de preparar cualquier cóctel es el hielo que vamos a utilizar.

Cada uno de nuestros vodkas tiene un gusto único, que podemos potenciar al agregarle otros ingredientes. Por ejemplo, en el caso de Beremot Strawberry, la fresa siempre sería un acompañante ideal. El hielo, más allá de enfriar, es el nexo de unión entre esa gran diversidad de matices que podemos encontrar en la mayoría de las elaboraciones cocteleras. Elegir la forma más idónea de aportar frío a nuestra receta marcará la diferencia.

Para su uso en coctelería, es de vital importancia atender a los siguientes criterios: el hielo debe ser insípido, macizo, transparente y, aunque pueda parecer evidente, ha de estar muy frío. Esto es debido a que, si está comenzando a derretirse, irá perdiendo agua progresivamente y afectará negativamente al sabor de nuestra copa.

Hielo en cubos (o en rocas)

Todos hemos fabricado hielo en casa utilizando cubiteras, que pueden ser de distintas formas y tamaños. Para no esperar a que el agua se congele, tenemos la posibilidad de comprar bolsas de cubitos, que en este caso suele poseer una forma cilíndrica, más robusta que los anteriores. Es el más famoso y utilizado, el que más dura, capaz de mantener fría -sin aguar- cualquier bebida conocida como “de larga duración”.

Una de las técnicas que se utilizan para enfriar ingredientes y aportar estética a nuestro vaso, es la de introducir algún fruto pequeño dentro del molde con el que vamos a fabricar los hielos, tal y como observamos en la imagen.

Algunos de los cócteles elaborados con nuestro vodka y para los que se aconseja usar este tipo de enfriamiento, son el Bloody Mary Candy, que se prepara con Beremot Fresa; Vodka Expresso, con Beremot Café o Ginger Lime, para el que optamos por nuestra versión Lima.

ice-cubes-1909739_1280

Hielo frappé o picado

Otro de los recursos más utilizados en coctelería es el uso de hielo picado, que -aunque más fugaz-, es capaz de mantener frío cada sorbo. Para que todo el vaso mantenga la misma consistencia, y la temperatura no se eleve demasiado pronto, es necesario poner mucho hielo en la copa. El recipiente que usaremos para este tipo de cócteles será lo suficientemente grande como para que los ingredientes consigan homogenizarse y el frappé continúe siendo uno de los protagonistas de la receta.

Existen diferentes maneras de obtener esta forma de congelación. Además de comprarlo ya picado, podemos hacerlo nosotros mismos utilizando una licuadora, o bien triturarlo introduciendo el hielo en una bolsa y dando golpes secos con un mazo, hasta que consigamos el resultado deseado.

Entre otros combinados para los que se recomienda utilizar el estilo frappé, encontramos el Banana Russian Coffee, con Beremot Café o Furious Caipiroska, elaborado con Beremot Strawberry.

hielo picado

Hielo granizado

Aunque pudiera parecer lo contrario, este estado de congelación es más duradero y consistente que el anterior. Al utilizar el hielo granizado disfrutaremos más tiempo de nuestra copa, que mantendrá el frío hasta el final. Los sabores que utilicemos se integrarán perfectamente con el hielo, cuyo color quedará teñido según los ingredientes con los que hayamos preparado la copa. Los de mayor cuerpo, como el sirope o los zumos de fruta, aportarán una estética más llamativa y evitarán que la copa termine licuándose. Se recomienda, además, utilizar vasos cónicos, con fondo profundo, que mantendrán mejor el frío y nos asegurarán más duración.

Podríamos preparar algunos de nuestros cócteles estrella con hielo granizado, por ejemplo, el Strawberry Kiss, con Beremot Fresa o Strawberry Hot elaborado con Beremot Lima.

IMG_2123-01

Como hemos visto, en el ámbito de la coctelería el hielo es mucho más que agua congelada. Se trata de un elemento tan imprescindible como el recipiente en el que se sirven los mejores combinados.

¿Te ha gustado este post? Puedes leer muchos más en nuestro blog y seguirnos en las redes sociales de Beremot. ¡No te pierdas ninguna novedad! ¡Te esperamos!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *